Los lotes mejor vendidos en este mes de mayo: os lo contamos

Los lotes mejor vendidos en este mes de mayo: os lo contamos

Un nuevo mes se ha cerrado, y en este hemos podido observar auténticas delicias en el mercado del arte, que sin duda han cumplido las expectativas de los coleccionistas más sibaritas. Hoy, hablaremos de Segre, Durán, Balclis, Ansorena y La Suite.

Respecto a Segre, podemos ver que la mayor parte de los lotes que parecían atraer la mayor atención del público y de los principales pujadores fueron adjudicados a precios más que respetables. Entre otros, vemos en la sección escultórica una escultura ecuestre de Marco Aurelio atribuida a los hermanos Zoffoli sobre peana de mármol, del siglo XVIII, por los 15.000€ por los que salía a la venta. En cuanto al lote que correspondía a un servicio de mesa de porcelana, modelo Victoria, del siglo XX, alcanzó los 4.200€ de martillo, habiendo salido en 3.000€: recordemos que está realizado con el modelo de la Exposición Universal de Londres. Similares eran los lotes de tazas de café de porcelana, también modelo Victoria, que terminó en 1.000€ tras salir por 500€, y el de merienda, que subió de 800€ a 1.200€, también del mismo modelo en porcelana.

En cuanto a la sección de arte oriental, los lotes 662 y 663, esculturas de terracota pertenecientes a la Dinastía Tang, dos cortesanos arrodillados con decoración de pigmentos en frío: se vendieron cada una por 3.000€. Después vemos un porta pinceles de madera tallada, de la dinastía Qing, que se vendió por 1.300€ después de salir en unos humildes 140€. Pero sin duda, las piezas estrellas eran las dos cráteras de cerámica griega del siglo IV a.C., realizada con la técnica de las figuras rojas: una de ellas se vendió por 8.500€ y el segundo por 9.000€.

En cuanto a mobiliario, se vendió únicamente en cuestión de lotes destacados un secreter de nogal y marquetería de Lombardía del siglo XVIII, que salió en 2.000€ y subió hasta 2.800€.

En cuanto a pintura, vemos los bodegones que se atribuían a Mateo Cerezo. Vayamos por partes: los más pequeños eran óleos sobre lienzo de 48 x 103 cm, titulados Bodegón con plato de tomates y pepino; cacharros de cobre,  cebollas, berenjenas, calabazas, panes y jarra de barro cocido, y Bodegón con jamones, barreño con liebres y zorzales; plato con gallina, perol de cobre, botella de vino y plato de porcelana china en azul y blanco con besugo y naranjas; y los otros de 43,5 x 113,5 cm, también óleos sobre lienzo, Bodegón con cesto de uvas, higos, membrillos y melocotones; plato con melón, manzanas, cerezas, alcachofas y manojo de espárragos y Bodegón con cesto de uvas, ciruelas, cerezas, albaricoques y grosellas; manzanas y peras, siendo la atribución de los cuatro óleos de William Jordan, que los trató de “soberbios”. Salían por 50.000€, y se remataron en 120.000€.

También destacable el pequeño cobre de Santa Irene y San Sebastián de 47 x 37 cm, de un seguidor de Bartolomeo Schedoni, que deleitó con su subida desde los 2.000€ hasta los 34.000€: al igual que ocurre con los bodegones, semejantes cifras nos dejan otear que realmente lo que tenía Segre entre manos era un original de Schedoni.

Destacó la venta del opúsculo de Juan de Arfe y Villafañe (1535 – 1603) en la sesión de pintura, de una extensión de dieciséis páginas que estaba dedicada a la custodia de la catedral de Sevilla, con anotaciones de Ceán Bermúdez. En un primer momento fue dedicado inexportable, y poco después, el Estado lo compró por los 6.000€ de salida. Sin duda, fue una subasta productiva y con unos grandes resultados.

El Estado volvió a hacer acto de presencia para adquirir el lote de Darío de Regoyos, Hórreo. Asturias II, por los 21.000€ de salida que se pedían por el lienzo, acompañado por la venta en sala de Vista de la sierra de Guadarrama, de Aureliano de Beruete, que se saldó en 16.000€, 8.000€ más de los originalmente pedidos.

No podemos olvidar que Segre es una declarada experta en la obra pictórica del siglo XX. Comenzaron fuerte, con un Manolo Valdés titulado Obertura nº2 que alcanzó 95.000€ en precio de martillo,  seguidos por un Paisaje de Pablo Palazuelo que superó también en 10.000€ el precio de salida, saldándose en 92.000€. Para cerrar esta licitación de Segre, vemos El magistrado de Juan Bárjola, que fue adjudicado por 25.000€, junto a El Picador de José Gutiérrez Solana, que se adjudicó por el precio de salida, 38.000€. Todo esto nos convence de que se trató de una buena subasta, enhorabuena a la casa.

En cuanto a Durán, después de unos meses con unos excelentes resultados, la sala de la C/ Goya se encontró con una subasta con un público más bien escaso. Acto seguido, se pudo ver la repercusión a nivel de ventas: en cuestiones pictóricas y escultóricas, fueron ventas escasas, aunque sí llegaron a buen puerto las esculturas Pareja de ángeles del jardín de Getsemaní, por el precio de salida de 2.000€, quedando sin postor obras como Primer par de banderillas de Mariano Benlliure, lote que destacábamos en nuestro artículo de previos.

Dentro de la subasta destacaron las piezas de arte tribal, una sección por la que llevan ya tiempo apostando y que parece dar resultados: este mes asistimos a la venta de la máscara Kepelie de la cultura Senufo de Costa de Marfil, por los 2.500€ de salida. Sin duda, una buena venta.

Viajando a tierras catalanas, encontramos la subasta de Balclis, que tuvo una licitación en la que aparecían piezas reseñables, como la escultura de Jaume Plensa, sin título otorgado, en hierro monumental. de 405 cm de altura, su precio de salida eran 90.000€ que fueron saldados en este precio: una grandiosa venta para la sala, que además demuestra la diferencia de valor económico que se puede ver entre las obras primeras de los artistas y obras de momentos más posteriores de su creación. En las ventas de contemporáneo le acompañan Composición fantástica  de Juan Ponç, un dibujo a tinta, lápices de color y acuarela que mide 50 x 69 cm y salía a subasta por 3.000€, siendo rematado en 5.000€. El tercer lote fue el óleo sobre táblex de Menchu Gal, titulado Playa, de 42 x 46 cm, que fue rematado en el precio de salida, 5.000€.

Nos complace ver que tuvo buena salida La Decapitación de San Baudilio, sin duda la venta por excelencia de esta subasta. Una pintura al temple sobre tabla de Lluís Dalmau, de grandes dimensiones, 152,5 x 102 cm, que acabó en manos del Estado. Introduciendo la figura de Dalmau, recalcar que procedía de tierras valencianas, e introdujo en la corona de Aragón el Renacimiento, con obras como la que ahora nos ocupa, un Martirio perteneciente al retablo mayor de la parroquia de Sant Boi de Llobregat, información procedente de un bien conservado contrato con la parroquia de 1448. Ya venía a la subasta como inexportable, que todos conocemos como un primer paso del Estado para mantener vigilado el patrimonio del país. La localización de esta obra vino por mano de Ruiz i Quesada, y estaba relacionada con la Virgen de los Consellers, ubicada en el MNAC, e íntimamente relacionada con el Políptico de Van Eyck. Finalmente, como decíamos, terminó en manos del Estado: era un resultado predecible, concretamente por manos del MNAC a través del Departamento de Cataluña, que ejerció el derecho de tanteo. El importe de la venta (125.000€, a lo que debe sumarse los impuestos) salió de las arcas de la Fundación Palarq, de Antonio Gallardo. No es la primera vez que realizan importantes actos benéficos para la cultura de nuestro país. Una buena compra que enriquece los fondos góticos del MNAC.

A nivel escultórico, encontramos una obra de la escuela española del siglo XVII, que representa a San Pedro de Alcántara, en madera tallada y policromada, de 164 x 64 x 48 cm, que fue vendida por 20.000€, después de una animada puja desde los 10.000€ de salida. Les acompaña un óleo sobre lienzo titulado Retrato de Bonaventura d’Orttafa de Vilepia, de Hyacinthe Rigaud. Esta obra, de 78 x 61 cm, salió y se remató en 14.000€.

Volviendo a tiempos más recientes, tenemos una buena selección de lotes de los siglos XIX y XX, como el lote 1476, un manuscrito árabe en papel, El océano que rodea a la lengua, de Muhammad Ibn Ya’qub al-Firuzahadi, que salía por un importe de 1.300€, y ascendió con rapidez a los 17.000€ en los que finalmente bajó el martillo. A nivel pictórico, encontramos la obra de Joaquim SunyerLes dues germanetes, un óleo sobre lienzo de 74 x 61 cm. Fue adjudicado por su precio de salida, 15.000€. Y de Laureano Barrau tenemos Reflejos, un óleo sobre lienzo de 98,7 x 81 cm, que se remató en 8.500€ desde los 4.500€ de la salida.

Abandonando ya el arte pictórico y escultórico, abarcamos la amplia sección de antigüedades de Balclis, con unas espectaculares defensas de elefante de marfil, de 157 x 13 x 13 cm y 135 x 14 x 14 cm respectivamente, que salieron a subasta por 15.000€, y por 15.000€ fueron adquiridas. Siguiendo con el marfil vemos una escultura crisoelefantina con bronce dorado firmada por Johan Philipp Preiss, representando a Artemis, que subió como la espuma de los 1.800€ de salida a los 7.500€ en los que se cerró la puja. En bronce veíamos también la guarnición estilo Napoleón III que conformaba el lote 1050, y que se adjudicó en 5.500€.

En mobiliario vemos un cabinet con remate de baúl indo-portugués, de 146 x 58 x 40 cm, que salía a subasta por 5.000€ y se remató en 14.000€. Buena compra. En el precio de salida, 5.000€, se adjudicó la cama de arrimo fernandina que formaba el lote número 890. Y para terminar, una buena subida protagonizada por la alfombra persa de lana del lote 706, de 624 x 457 cm, que salió a la venta en 750€ y alcanzó los 4.750€.

Para culminar el mes, un par de pinceladas de casas como La Suite y Ansorena. En esta última vemos que la sorpresa de la tarde vino acompañando a un óleo sobre lienzo titulado Paisaje napolitano, de Mariano Fortuny. Era una obra pequeña en dimensiones, de 29 x 44 cm, que venía con etiquetas de la galería d’Art Anquin’s y de la exposición Fortuny de Ibercaja. El certificado fue emitido por Carlos González del Instituto Amatller de Arte Hispánico. En un primero momento, y con la subasta terminada, encontramos que se había cerrado en el precio de salida, en 35.000€ por un pujador por escrito previo a la subasta. Al día siguiente, encontrábamos que se anunciaba la compra del óleo por el Estado, ejerciendo el ya conocido derecho de tanteo, por 45.000€.

En cuanto a La Suite, destacar dos ventas. La primera, la de las tablas alemanas de 1470, al temple sobre fondo de oro. Pertenecían a la Escuela bávara y representaban Papa Clemente ISan Wolfgang de Regensburg, de 85 x 28 cm cada una. Fueron adjudicadas en 8.000€ y 7.500€ respectivamente. La segunda venta destacada pertenecía al siglo XVII, un óleo sobre lienzo de 127 x 176 cm, gran formato, que representa una costumbrista escena Interior de cocina, y se cree perteneciente al Círculo de Joachim Beuckelaer: se adjudicó por los 12.000€ de salida.

Los lotes mejor vendidos en este mes de mayo: os lo contamos

 

No hay comentarios.

Escribir un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
X