Roy Lichtenstein

Roy Lichtenstein

Roy Lichtenstein fue uno de los máximos exponentes del arte pop americano. Nació en 1923, en el Upper West Side, lugar demostró su gran interés por el dibujo que le acompañaría el resto de su vida. Entre la obras de esta etapa estudiantil se encuentran estudios de músicos de jazz, inspirados en los artistas que escuchaba en los clubs de jazz.

 

En 1951 Linchtenstein celebró su primera exposición individual, la cual fue un fracaso. De ahí que tuviera que ganarse la vida como profesor de arte y escaparatista. Entre 1957 y 1960, su obra se basa en el expresionismo abstracto; más tarde en el cubismo y constructivismo. Tras esto, centra su obra en algo que le hará icónico: la  sociedad de consumo, la vida cotidiana y la cultura de masas, que aparecía en la publicidad, los cómics y las revistas. Un nuevo tipo de pintura que se denominaría Arte Pop. Hace sus primeras obras de gran formato con imágenes sacadas de los cómics y con una técnica llamada benday, un proceso de impresión industrial usado en los cómics que representa a través de pequeños círculos coloreados las variaciones cromáticas de una manera muy esquemática. Se hacía con una pantalla de metal hecha a mano y un rodillo de pintura. Ese otoño Leo Castelli acepta representar las obras de Lichtenstein y las ventas pronto se disparan.

El Beso

 

1962 será un año boom. Primero Leo Castelli exhibe los cuadros de Lichtenstein en una exposición monográfica; a largo de ese año, su trabajo se muestra en seis grandes exposiciones por todo EEUU. En 1964, retoma las imágenes de series de paisajes de horizonte compuestos principalmente de puntos benday y realizará su primer mural, instalado en la Exposición Universal. Es una época, junto con los años 70, en los que se dedica a multitud de temas. Pinta grandes óleos con gigantescas pinceladas que cruzan el lienzo. También paisajes terrestres y marinas con materiales como el plexiglás, metal, motores, lámparas y el Rowlux, que produce un efecto de resplandor. En 1967 comienza su serie sobre pintura moderna inspirada en los motivos Art Déco del Radio City Music Hall del Rockefeller Center en Manhattan. Por imitación de Claude Monet, Lichtenstein introduce el tema de los almiares y de la catedral de Rouen vista a distintas horas del día. Los años 70 terminan con nuevos colores y texturas en sus cuadros.

Mujer en el baño

 

Whamm

 

En los años 80, indaga en el expresionismo abstracto yuxtaponiendo las pinceladas desestructuradas y las réplicas firmadas de sus pinceladas. Pero también reconfigura algunos de sus motivos más célebres. La década siguiente, las  series de Lichtenstein muestran vistas interiores de casas sacadas de los pequeños anuncios de las páginas amarillas. Coinciden con la finalización de una serie de proyectos escultóricos y pictóricos encargados por instituciones públicas y privadas. En el momento de su muerte, con 73 años, estaba empezando a investigar una nueva realidad fabricada, los llamados “cuadros virtuales”.

Brushstroke (Pincelada)

 

Barcelona´s Face

 

«Nosotros pensamos que la generación anterior intentaba alcanzar su subconsciente, mientras que los artistas pop intentamos distanciarnos de nuestra obra. Yo deseo que mi obra tenga un aire programado e impersonal, pero no creo ser impersonal mientras la realizo», Roy Lichtenstein

Marina Criado.

Graduada en Historia del Arte por la Universidad de Salamanca y Máster en Estudios Avanzados de Museos y Gestión del Patrimonio Histórico-artístico por la Universidad Complutense de Madrid.

 

 

No hay comentarios.

Escribir un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
X