Anglada Camarasa

Anglada Camarasa

Hermenegildo Anglada Camarasa nació Barcelona en 1871. Nació en el seno de una familia de artesanos aunque esta se opuso a la carrera píctorica que el quería.  A los quince años entró en la Escola de Belles Arts, popularmente conocida como la Llotja. En esta ápoca es cuando aparece en el Catálogo de la Exposición Universal de Barcelona de 1888 como autor de un Estudio del natural.

 

Anglada Camarasa decide marcharse en 1897 a París, lugar al que se habían  trasladado pintores como Ramon Casas o Santiago Rusiñol  y desde allí habían importado el Modernismo. Desde 1898 concurrió al Salon de las Société Nationale des Beaux-Arts conocido popularmente como el Salon du Champs de Mars. En esta época ya defendía su pintura difuminada ya que al observar un objeto sólo un punto se ve preciso siendo el resto un complemento borroso pero armonioso de color. Es una época también de participación en numerosas exposiciones como la Libre Esthétique de Bruselas basadas en el color  y efectos lumínicos. Desde 1904 Anglada Camarasa compagina su profesión de pintor con la enseñanza en Paris, hasta 1914 cerrando su etapa francesa. La obra de estos años es la más homogénea con temas españoles como el de los toros o las grupas valencianas (varios caballos, varios personajes, elementos típicos como jarras, abanicos, etc..). A la par, realiza exposiciones en su Barcelona natal, estancias en las cuales conoce a Antonio Gaudí quien le aconseja que vaya a pintar a Mallorca.

 

Con la llegada de la II Guerra Mundial se marcha a Port Pollença, Mallorca; lugar al que posteriormente  llegaran algunos de sus discípulos escapando de la guerra. En la mente de Anglada Camarasa estaba todo el rato la decoración de un palacio con temas hispánicos y realiza obras alejadas de la figura humana. Desde Madrid le llegó una carta firmada por varios intelectuales que querían que organizara una exposición en la capital, para Madrid era un tipo de exposición que suponía el primer contacto con una forma avanzada de interpretar el arte.

 

Anglada Camarasa no salía de su retiro mallorquín, hasta que la isla cae en manos del Bando Nacional. Él, declarado republicano, debe marcharse a Barcelona. Realiza algunas obras de Montserrat antes de su exilio a Francia. En 1947 regresa a Mallorca, a Port Pollença donde muere en 1959. Unos años más tarde su casa abrió un museo dedicado a su figura, y las obras de su interior fueron adquiridas en la década de los 90 por La Caixa.

 

 

Marina Criado.

Graduada en Historia del Arte por la Universidad de Salamanca y Máster en Estudios Avanzados de Museos y Gestión del Patrimonio Histórico-artístico por la Universidad Complutense de Madrid.

No hay comentarios.

Escribir un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
X